miércoles, 14 de marzo de 2012

Sobre mercados y flores en Amsterdam


A mayoría de vosotros, aunque no hayáis estado en Holanda en la vida, os sonará el mercado de las flores de Amsterdam. Sin embargo el concepto no es tan simple, ya que existen varios mercados de flores de naturaleza muy diferente entre los que debemos aprender a distinguir. De lo contrario, corremos el riesgo de dar un tonto paseo para acabar llegando al lugar equivocado.

A lo que se suele aludir cuando se habla del "mercado de las flores" es al mercado flotante de flores de Amsterdam. Pero aunque su fama haya trascendido hasta tan lejos, no os dejéis engañar por el nombre. No, no se trata de un emplazamiento exótico a lo jardines colgantes de babilonia. Simplemente es un mercado callejero en cuyos puestos se vende todo tipo de flores y semillas.

Este mercado no deja de ser interesante y además no cuesta nada visitarlo por encontrarse en pleno centro de Amsterdam. Pero si lo que buscábais era paisajes bonitos y ambientes bucólicos, este no es vuestro destino. El apelativo de colgante se debe a que los tenderetes del mercado están colocados a lo largo de un canal, y la parte trasera de cada uno se alza sobre una plataforma que flota sobre el agua. Pero esta característica es meramente funcional, pretendiendo sólo ampliar el área de venta de cada puesto. No existe ningun objetivo estético en ello y de hecho, una vez dentro de los puestos, no hay nada que nos haga percibir que realmente sean "flotantes".

El principal objecivo de los turistas que llegan a este mercado es la típica gracia de llevar a los amigos una bolsa de bulbos de tulipán como souvenir. Pero también venden una amplia gama de semillas de marihuana, muchas plantas exóticas que tal vez no encontréis en otros lugares, y multitud de imanes de nevera (¡como no!). Además, si realmente estáis interesados en los tulipanes y veis que aquí están a buen precio, sabed que algunos puestos tienen servicio de envío al extranjero. El siguiente video hace un tour por el mercado y nos enseña que podemos encontrar allí y cuánto cuesta.




El siguiente mercado que abordaremos es el mercado de las flores de Aalsmeer, un pequeño pueblo muy cercano a Amsterdam. Este mercado no tiene nada que ver con el anterior; ahora la cosa se pone seria.

El mercado de las flores de Aalsmeer, conocido también como el Wall Street de las flores, es un recinto industrial enorme al que va a parar toda la producción de flores de los Países Bajos. Todas las mañanas infinidad de lotes de estas flores son subastados aquí y posteriormente distribuídos por toda Europa. Vamos, como una lonja de pescado pero a mayor escala y con pantallitas a lo Wall Street. Este mercado no es el mejor destino para un turista, pero de todas formas es curioso saber que cuando os regalan un ramo de flores en San Valentín, probablemente haya pasado por aquí. El video que viene a continuación nos explica muy bien como funcionan las subastas.





¡Ay qué bonico, con su molino y todo!

Para finalizar, un apunte para los bucólicos que se han quedado decepcionados con estos dos mercados. Si lo que queríais ver son los coloridos campos de tulipanes que aparecen en las postales y no un puesto de mercadillo, vuestro destino es el Keukenhof.

El Keukenhof es un extenso parque de flores situado en las inmediaciones de Amsterdam (hay que ir en un autobús especial). En él se pueden ver todos los tipos, formas y colores de tulipanes que puedan existir a lo largo de más de 15 kilómetros de idílicos senderos que incluyen además lagos, molinos y un castillo. Casi nada.

Por algo es uno de los lugares más fotografiados del mundo, y dicen que el parque floral más bonito de Europa. De hecho, para garantizar que los turistas lo encuentran en su mejor momento, abre sólo durante ocho semanas al año (entre mediados de marzo y finales de mayo) que es cuando los tulipanes florecen.


Keukenhof
         Sólo nos falta una señora con zuecos para completar la estampa.                 


Y ya no cuento más, porque en estos casos lo importante es conocer la palabra mágica. Ahora que ya sabéis que ese lugar que os interesaba se llama Keukenhof, podéis buscarlo en google y encontraréis miles de páginas con información turística detallada. Por cierto, aunque sea un recinto al aire libe no os ilusionéis, pues para entrar hay que pagar como es habitual en los Paises Bajos.

Claro que todavía queda la posibilidad de que este tipo de parque sea un poquito demasiado kitsch para vuestro gusto y lo que busquéis sea algo no tan artificial. En ese caso os recomiendo remitiros al origen de todo. Y es que si en el mercado de flores de Aalsmeer se distribuyen tulipanes para llenar las floristerías de toda Europa, ¿de dónde salen todas estas flores? Efectivamente, en Holanda existen enormes campos de cultivo en los que en vez de patatas o maíz, crecen tulipanes. Curioso este concepto en el que un simple huerto luce igual que un bonito jardín. La mayor concentración de este tipo de extensiones se encuentra en la provincia de Flevoland y se puede hacer un recorrido turístico en coche o en bicicleta tras solicitar un folleto turístico informativo en alguna de las ciudades de la zona como por ejemplo Almere. Si queréis saber más sobre este tema podéis visitar el artículo de la chica que me hizo este apunte.

Y esto ha sido todo. Como siempre digo, si este artículo os ha gustado/ayudado recomendadme a vuestros amigos. Para saber cuando actualizo, podéis darle a me gusta en facebook en el cuadrado de la barra lateral. Y por último pero no menos importante, gracias por vuestra solidaridad con mi página ;)


¡Si te ha gustado dame un like en Facebook!

Y si no quieres perderte lo próximo, sígueme aquí

5 comentarios :

  1. Gracias por visitar mi blog y encantada lo agrego a mi blogroll.
    Qué buen post éste de los mercados de flores. Creo que para los turistas que se quedan por la zona de Amsterdam, visitar el Keukenhof es casi obligación, si vienen en temporada. Pero bueno es decir que la mayor producción de bulbos y de tulipanes en particular en toda Nederland (que no es lo mismo que decir Holanda!) está en Flevoland, el pólder - y se puede hacer un recorrido turístico en coche o en bicicleta, (los folletos los puedes obtener en la oficina de turismo por ejemplo, en Almere) por interminables campos de tulipanes. Ideal para un paseo de medio día. Dejo el link al post que publiqué el año pasado: http://unaargentinaenholanda.blogspot.com/2011/05/descubriendo-holanda-la-estacion-de-los.html

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Hola.

    Ya te he agregado a mi blog y seguiré leyendo el tuyo porque me da información sobre el país que no sabía. A ver si nos conocemos algún día

    Un saludo desde Plantage-Amsterdam

    ResponderEliminar
  3. Gracias!! Mira, el país será pequeño pero tiene mucho para admirar, conocer, explorar... y ayuda que tú estás en una punta y yo en la otra :)
    Trataré de poner al día mi blog - trabajo más en la versión en inglés y abrí éste como experimento. Si te pasas por la versión en inglés, verás que tengo mucho más material que te puede interesar.
    Si te vienes algún día a Zwolle, me avisas y nos encontramos para un cafecín.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. ¡Listo, actualizado! Espero haberlo explicado todo bien. Gracias de nuevo por la aportación. Si que tienes muchas cosas interesantes en tu blog, aunque espero poder leerlo con más calma cuando me llegue una época de menos ajetreo en el trabajo. Saludos! :)

    ResponderEliminar
  5. El mercado de las flores de Amsterdam, en Singel, es un camelo.
    Las bolsas de bulbos de colores, lo unico que te garantiza es que van a salir tulipanes, pero no te garantiza que, si en la foto te vienen 50 bulbos de 25 colores, cuando crezcan te salgan 25 colores en total, son las mismas bolsas con distintas fotos.
    Idem con las semillas de maria que venden, desde 5 a 25E, son las misas, solo cambian el precio.

    ResponderEliminar